sábado, 8 de mayo de 2010

MILICIA BOLIVARIANA DE CHÁVEZ SE PREPARA PARA LA GUERRA

Una ama de casa de 54 años que disparaba una ametralladora por primera vez suelta una estruendosa ráfaga. Cuando la metralla deja de escupir fuego, un instructor le grita "¡Mata esos gringos!".
Ella y miles de otros civiles llevaban uniforme verde olivo para un adiestramiento de fin de semana en una base del ejército venezolano, en donde aprenden a arrastrarse por debajo del alambre de púas, usar rifles de asalto y acechar a sus enemigos en combate.
Una visita de dos días de los periodistas de AP a este campamento de entrenamiento de la Milicia Bolivariana de Venezuela reveló a un grupo animoso, en su mayoría hombres y mujeres de la clase obrera, que incluye estudiantes y jubilados, unidos por su apoyo militante a Hugo Chávez y su voluntad de defender a su gobierno.


¿De qué exactamente?
Algunos creen en las advertencias de Chávez de que el "imperio" estadounidense podría atacar algún día, y hay que estar preparados para sacrificar la vida si es necesario para luchar contra "contra cualquier amenaza externa o interna".
Venezuela, sin embargo, nunca ha librado una guerra contra ninguna nación, y la milicia es para Chávez una herramienta práctica para engranar a sus seguidores, arengar el fervor nacionalista e intimidar a sus oponentes, que podrían considerar otro golpe como el que sobrevivió en 2002.
Los detractores de Chávez describen a la milicia como un peligroso grupo de matones armados que podrían ser utilizados para amenazar a los opositores al gobierno, socavar protestas y ayudar al presidente a mantenerse en el poder a toda costa.
Uno de los principios rectores de la milicia es constantemente martillado por el grupo cuando se saludan al unísono gritando: "¡Patria socialista o muerte! ¡Venceremos!".
Osmaira Pacheco, la ama de casa que disparó la ametralladora, dijo emocionada que era una experiencia "maravillosa" disparar contra un muñeco de paja vestido con un uniforme militar. Agregó, un poco más seria, que no le gusta la idea de matar a alguien, ya sea estadounidense o de otro país, y "no quisiera nunca jamás que haya enfrentamientos de venezolanos con venezolanos".
"Pero si nos atacan de otro sitio, creo que estamos preparado para ello", dijo la ama de casa, ferviente admiradora de Chávez. "Estamos preparados para apoyar a las fuerzas armadas si nos necesitan".
Los miembros de la fuerza de voluntarios la integran desde desempleados a electricistas, empleados bancarios y trabajadores sociales. La mayoría de los entrevistados durante el entrenamiento de la segunda semana de abril dijeron que algunos de ellos son beneficiarios de los programas gratuitos de educación del estado o son trabajadores del sector público. No cobran una remuneración, pero reciben alrededor de 7 dólares para compensar los costos de transporte para cada evento al que asisten, por lo general los fines de semana.
Como parte del entrenamiento se alinean en un campo de tiro con fusiles Automáticos Livianos (FAL), de fabricación belga, que tienen décadas de antigüedad, apuntando a blancos con marcas en color rojo, ubicados a unos 75 metros de distancia. Practican la reacción a una emboscada en la selva, camuflados con las caras manchadas de barro y con hierba seca pegada como collares en el cuello de sus uniformes.
En la práctica de guerra urbana, se agachan para protegerse detrás de un corral de cerdos y usan municiones de fogueo en un edificio abandonado tomando por asalto a secuestradores. Los proyectiles caen sobre el piso de cemento y, en medio del eco de los disparos, alguien grita "¡despejado!".
IED (Improvised Explosive Device), usados tanto por los insurgentes en Irak como por los mujaidines en Afganistán. Básicamente consiste en un dispositivo explosivo, cables y combustible, el cual puede ser detonado por vía cables, señales de radio o celulares, los que son puestos en los caminos y accionados a distancia cuando transitan vehículos militares. Su poder es altamente destructor.

Uno de los objetivos de los instructores, que incluye tropas de la milicia con experiencia y oficiales militares, es prepararlos para la "guerra asimétrica", que consiste en usar medios ajenos a la tradición militar para resistir y enfrentar una fuerza superior de ocupación. Aluden a insurgentes que luchan contra las tropas Cuando las tropas se reúnen para un ejercicio, estalla una granada de simulacros y se lanzan todos al suelo. Una mujer lloró del susto y enfermeras le dieron oxígeno para calmarla.
La mayoría parecen entusiasmados al marchar bajo el sol, con uniformes que terminan sudados y sucios. También disfrutan de la camaradería, afirmando que pasaron una noche juntos de excursión y viendo una película china.
Varios voluntarios se disponen a disparar un cañón antitanque de 106 milímetros y un mortero. "Abre la boca", dijo un joven que advierte que el cañón está cargado y que así pueden protegerse los oídos.
El aire se agita con la ensordecedora explosión, la tropa hace una mueca y de seguida estallan en aplausos. El humo los envuelve, y levantan sus puños y gritan ¡Viva Chávez".
Chávez ha hecho una prioridad la construcción de la milicia, que ha absorbido a algunos miembros del anterior cuerpo de la reserva. En repetidas ocasiones ha advertido sobre varias amenazas potenciales: los Estados Unidos, Colombia y también "la oligarquía venezolana", como él llama a sus oponentes.
Chávez se dirigió a unos 35.000 miembros de las milicias en un mitin al aire libre el 13 de abril, el octavo aniversario de su regreso al poder tras el fallido golpe del 2002, y advirtió que cualquier intento de derrocarlo tendría serias consecuencias.
Usando una boina roja distintiva de sus años en el ejército, Chávez desenvainó una espada que perteneció al prócer de la independencia sudamericana Simón Bolívar - que según el mandatario inspira su proyecto político socialista que el llama Revolución Bolivariana- la sostuvo en alto cuando juramentó a las tropas de la milicia.
Saddam Husein al igual que Chávez, organizo una guardia personal, la Guardia Republicana conformada por militantes del partido de gobierno Habbas. Chávez a su vez, organizo a los militantes del partido oficialista PSUV en las Milicias Bolivarianas.

"Listos deben estar ustedes para en cualquier momento tomar las armas que allí tienen y salir a dar la vida si hubiera que darla por la revolución bolivariana", gritó Chávez. Denunció entonces, sin dar detalles, que está seguro de que algunos opositores quieren asesinarlo.
"Si lo hicieran ... ahí están mis milicias, ahí está mi pueblo, ustedes saben lo que tendrían que hacer, sencillamente tomar todo el poder en Venezuela, absolutamente todo, barrer a la burguesía de todos los espacios políticos y económicos, profundizar la revolución", agregó.
No está claro que tanto están comprometidos y con cuántos milicianos entrenados Chávez podría contar en una crisis. Un cercano colaborador, el ministro de Obras Públicas Diosdado Cabello, indicó que ya hay 120.000 personas en la milicia y que podría crecer hasta 200.000.
Los opositores a Chávez consideran que sigue siendo alarmante que los partidarios del gobierno están siendo armados en todo el país. Además condenan que Chávez haya gastado más de 4.000 millones de dólares en armas rusas, incluyendo fusiles, helicópteros y cazabombarderos Sukhoi, que con frecuencia retumban en los cielos de Caracas.
Chávez, quien buscará la reelección en 2012, recientemente ha visto perdido popularidad en momentos que su gobierno enfrenta cortes de electricidad, una recesión y una inflación de 26%, aunque sigue teniendo un apoyo importante.
La milicia es "un ejército personal, una guardia pretoriana", dijo el contralmirante retirado Elías Buchszer, un opositor a Chávez. Señaló que pese al discurso de Chávez acerca de repeler una invasión de Estados Unidos, la milicia en realidad está orientada a mantener el control, mantenerlo en el poder, e "intimidar y atemorizar al país de que cualquier cosa que se haga pues van a salir los milicianos".
Algunos de los miembros de la milicia venezolana dicen que no hay nada que temer, que su único propósito es proteger al país y que sus armas permanezcan guardadas en depósitos militares, cuando no estén en uso.
También llevan a cabo misiones como estar de guardia en los mercados estatales. Algunos han sido entrenados en primeros auxilios y dicen que estarían dispuestos a responder en terremotos u otros desastres.
Quizás lo más importante para algunos es que se sienten importantes porque Chávez los ha incluido en su proyecto nacional.
"Ya no somos excluidos", dijo María Henríquez, una desempleada de 44 años, que está estudiando en la Misión Ribas, un programa de educación de adultos. Ella gritó con entusiasmo a los compañeros después de salir de un curso donde se arrastró en una zanja en alambre de púas, con el rostro cubierto de polvo ennegrecido.
"No estamos aquí porque nadie nos obligó. Estamos porque nosotros somos unos patriotas", enfatizó. En cuanto a Chávez expresó "nosotros damos la vida por el".
Algunos miembros del llamado cuerpo de combatientes de la Misión Ribas, uno de los componentes de la milicia, son entrenados en la manera de salvaguardar la industria petrolera venezolana y mantener el flujo de combustible en el caso de un conflicto.
Maestre Segundo Jesús Lozano Sánchez, coordinador nacional del cuerpo, declaró que no importa cuál sea el escenario "estamos preparados para defender la patria, defender la revolución y defender al comandante Chávez".

fuente original

Por primera vez, los EEUU informaron sobre su arsenal nuclear

En consonancia con la cumbre de la ONU, el Departamento de Defensa anunció que el país posee 5.113 cabezas nucleares, en el primer informe público sobre el tamaño de su arsenal atómico. La decisión de informar la cifra, anteriormente secreta, fue tomada en medio de los esfuerzos del presidente norteamericano, Barack Obama, para que otros países sean más transparentes sobre sus actividades nucleares.
El Pentágono indicó que la cifra actual bajó de 22.217 cabezas nucleares en 1989, cerca del fin de la Guerra Fría. La cifra incluye cabezas nucleares que pueden usarse en misiles, submarinos o bombarderos. El número alcanzó su máximo en 1967, con 31.255. Previamente, en el marco de la conferencia de revisión del TNP, la secretaria de Estado norteamericana, Hillary Clinton, anunció que el país haría público su arsenal.

Las Marinas de Brasil y Perú realizaron una extensa misión sanitaria en la Amazonia

Del 8 de marzo al 11 de abril, embarcaciones militares fluviales de Brasil y Perú realizaron una misión de asistencia sanitaria a los pobladores de la cuenca del fronterizo río Javarí, afluente del Amazonas.
Participaron de la misma el Buque Hospital peruano BAP ABH 302 "Morona" y la cañonera fluvial BAP CF 12 "Loreto", así como los navíos brasileños U-18 "Oswaldo Cruz", de asistencia hospitalaria y el P-32 Patrullero Fluvial "Amapá".
Atendieron a nueve comunidades, con 111 consultas médicas, 2.355 procedimientos odontológicos y unos 870 análisis de laboratorio, además de 222 vacunaciones.

Debido al aislamiento y la modestia de medios existente en esta vasta región, es frecuente que sus habitantes dependan casi exclusivamente de la presencia de los medios navales o aéreos estatales para toda su atención sanitaria, inclusive partos o evacuaciones urgentes, existiendo tribus de indios que están familiarizadas con el barco, helicóptero o avión y nunca han visto un vehículo rodado, extraño en un territorio eventualmente intransitable (Javier Bonilla, corresponsal de Grupo Edefa).

EJERCITO PERUANO DEVOLVERA MISILES SPIKE CUESTIONADOS A RAFAEL

Instituto armado pagó US$ 55,8 millones por 288 unidades antitanque. Presidente de la fábrica israelí Rafael ira a Lima para dar explicaciones Justificar a ambos ladossobre el incidente y ofrecer ejemplares de reciente manufactura.
Intelligence, Defense and Security
Representante de Rafael, intentan dar las explicaciónes por el fallido disparo y peligroso accidente ante el ministro de defensa Rafael Rey y el Comandante, general Guibovich
Oficialmente la compañía israelí Rafael Advanced Defense Systems informó al Ministerio de Defensa y al Ejército del Perú que una falla en el motor principal produjo el desperfecto del misil antitanque Spike, durante la prueba de tiro nocturno, el pasado 16 de abril. Sin embargo, queda pendiente el reporte técnico de la empresa fabricante del Spike sobre el origen del desperfecto. Después de la comunicación de Rafael, el Ministerio de Defensa y el Ejército decidieron devolver los misiles Spike adquiridos por US$ US$ 55 millones 849 mil 200.
El último 26 de febrero, el Ejército terminó de abonar a la compañía Rafael el monto acordado por 288 unidades de misiles antitanque. El Spike que falló durante la prueba pertenecía al lote comprado. El titular del despacho de Defensa, Rafael Rey, confirmó a medios de prensa peruanos que los Spike retornarán a manos de sus proveedores. La drástica resolución tiene como finalidad evitar la incorporación de material de guerra deficiente.
Luego del incidente, el comandante general del Ejército, Otto Guíbovich Arteaga, por intermedio del Ministerio de Defensa, exigió a la empresa Rafael explicaciones sobre lo sucedido y anunció medidas extremas para asegurar la calidad del Spike, cuyo valor es el doble respecto a su similar Kornet, de manufactura rusa, que no presentó deficiencias durante las pruebas a las que fue sometido. El presidente de la firma israelí Rafael, el vicealmirante en retiro Yedidia Yaari, remitió al ministro Rafael Rey una carta solicitándole una cita para explicarle en directo lo que había sucedido y asegurarle que la falla no era frecuente. “Tenemos como clientes a ejércitos de 17 países, incluyendo Israel (...), y se han disparado más de 1,800 misiles con una probada confiabilidad técnica del 95%”, escribió Yaari. El encuentro se produciría el lunes 10 de mayo.

El disparo cuestionado, el tercero de esa día. El que no habría igniciado el combustible del misil y habría provocado un fallo en el sistema de dirección del Spike
La compañía Rafael deberá entregar misiles Spike de reciente fabricación –distintos al lote vendido al Ejército– y cada ejemplar deberá contar con su respectivo certificado, bajo la estricta evaluación de los expertos del Ejército Peruano, señalaron fuentes del Ministerio de Defensa. Tanto para el ministro Rafael Rey como para el general Otto Guíbovich, no ha dejado de ser llamativo que el representante limeño de la firma israelí Rafael sea Hugo Carrillo Chávez, dueño de la empresa Fortis. En el 2006, Carrillo, que había propuesto la venta de tanques Leopard de segunda mano del ejército holandés, pagó los pasajes y gastos de los generales EP Urías Prado La Rosa y Roberto Vértiz, con sus respectivas esposas, con las que visitaron Holanda y Alemania y asistieron a un partido del mundial de fútbol. Carrillo logró que en el 2007, el entonces comandante general del Ejército, Edwin Donayre, aprobase la compra de los Spike.
Cuando un medio divulgó una carta del empresario Hugo Carrillo al ministro Rafael Rey ofreciendo los Leopard de segunda mano holandeses, llamó por teléfono al titular de Defensa para quejarse por la filtración del documento. Rey rechazó la imputación y le hizo ver que el documento tenía el sello de recepción del Mindef. Es decir, el papel estaba en poder de Carrillo.